martes, 17 de febrero de 2015

Líbranos del Mal



Título original: Deliver Us from Evil.
Año: 2014.
Duración: 118 mins.
País: Estados Unidos.
Director: Scott Derrickson.
Guión: Scott Derrickson / Paul Harris Boardman
Música: Christopher Young.
Fotografía: Scott Kevan.
Reparto:  Eric Bana / Edgard Ramírez / Olivia Munn / Sean Harris / Joel McHale.
Género: Posesiones / Terror Sobrenatural.
Sinopsis: El policía Ralph Sarchie investiga unos casos extraños relacionados con ex-marines, que le lleva a encontrarse y asociarse, en contra de sus creencias, con un sacerdote que se dedica a los exorcismos

No sé como empezar a describir lo mala que me ha parecido esta película. Algunos amigos me comentaron que conocidos suyos que la habían visto le dijeron que "daba cague", pero en su lugar, tengo la sensación de que este es el resultado de un compendio de guiones de terror rechazados por Hollywood, a pesar de que se supone que se inspira en un libro.

Para empezar, la historia es muy aburrida. Es completamente irreal, el sistema de creencias de Ralph Sachie pasa de escéptico a creyente en un chasquido sin que ocurra nada que impacte su estructura psicológica.

La acción, es muy, muy, pero que muy lenta. Si bien la historia podía tener potencial, va a velocidades de tortuga y sin que en el proceso el desarrollo informativo o la propia investigación pegue grandes vuelcos que impacte al espectador.

Ya el broche de todo esto es que Eric Bana, que ya no está ni para babearle detrás: una actuación mala, mala, mala, pero mala de las que hacen época. No soy particular fan de este actor, no puedo dar una media de sus actuaciones, pero sí sé que en Hulk, Eric Bana me enamoró como Bruce Banner. Aquí no solo me ha desenamorado, sino que además me tienta a ponerle una orden de alejamiento. En serio, una de las actuaciones más acartonadas que he visto jamás.

Como punto postivo, hay que decir que estéticamente, sí que está guay en ciertos puntos. Si bien la mitología de la película es un puñetero cacao infumable de demonología cristiana, hechicería medieval y mitología babilónica (y que el tema de los animales y el comportamiento de los poseídos no tiene ni puto sentido con lo que te explican o muestran), algunas veces ver al antagonista y como tenía la cara, molaba.


En definitiva, una película con una temática muy mamada, que no aporta casi nada nuevo, que lo nuevo que podía haber aportado era el desarrollo y la mitología y lo que hace es hacerse la picha un lío con ambos y que encima, tiene unas actuaciones paupérrimas.

Y por todo esto, ver bajo vuestra propia cuenta y riesgo.

Lo Mejor: 
  • El aspecto del antagonista.
Lo Peor: 
  • Es lenta hasta hartarse.
  • Las actuaciones hacen que te hiervan los ojos.
  • La mitología es un cacao insufrible.
  • El sacerdote "castellano" que es latino.
  • Tener que ver un combate con técnica entre un policía y un poseído.
NOTA: 3/10.

No hay comentarios:

Publicar un comentario